“Bienvenidos al Archivo Metropolitano de Historia de Quito”

sede del Cronista de la Ciudad

Los orígenes de las fiestas de Quito

Antes… no hubo fiestas !!!

Durante la época republicana, el 6 de diciembre no era festejado en Quito. No había baile, ni serenatas. La fecha pasaba inadvertida, era un día más en el calendario. En los colegios se la recordaba, como parte del calendario cívico.

Lo que si se festejaba era el 24 de Mayo y el 10 de Agosto, fechas relativas, respectivamente, a la Batalla del Pichincha (1822) que selló la independencia del país; y a la Revolución de Quito de 1809, con la que se inició el proceso independentista. Cada aniversario de la Batalla del Pichincha era motivo de desfile y existía la obligación de embanderar la ciudad, como de manera igual se procedía al conmemorar el Primer Grito de la Independencia.
La solemnidad y el civismo de estos festejos eran los predominantes.

Y ahora inician los festejos…!!!

La memoria de los quiteños fija a 1960, como fecha en la que se comenzó a festejar la fundación española de la ciudad. Fue una idea de varios periodistas, entre quienes estuvo como su promotor, César Larrea, encabezados por el Alcalde Jaime del Castillo y el entusiasta apoyo del vespertino Últimas Noticias. También se unió una empresa licorera, que producía el afamado “Paico”. Y así se organizaron las serenatas, que se iniciaron en la calle La Ronda.

Se contó con bandas y orquestas. Y con la emoción popular que convirtió a las noches del 5 de diciembre en un motivo de arreglos, festejos, bailes y música, en los que se involucraban los vecinos de los diferentes barrios, partícipes de las cintas, los concursos y, sin duda, de los generosos brindis.

El 6 de diciembre, al que desde entonces se le consideró como día de la fundación de Quito en 1534, amanecía al son del festejo barrial y popular, con albazo a la madrugada, cuando el sol esta “rayando el alba”.

Serenatas y Canciones

Jorge Salas Mancheno, junto con Nelson Dueñas, Gonzalo Carrasco, el “pollo” Ortíz y Rodrigo Barreno conformaron el grupo musical “Los Barreiros”, que hizo historia en la ciudad, por la enorme cantidad de serenatas a las que acudieron. Los Barreiros eran considerados casi “fundadores” de las Serenatas quiteñas, ubicándose en el pretil de la Catedral, para luego trasladarse hasta la Plaza de San Francisco, donde daban un especial sereno al señor “Jesús del Gran Poder”; después, bajaban al Municipio para dar la serenata al “señor alcalde”. Jorge Salas cuenta que los Barreiros no se desintegraron, y que dejaron de salir a dar serenatas a Quito por otros múltiples compromisos que habían crecido, así como porque en la ciudad las fiestas crecían y los entusiasmos y festejos se complicaban.

Quito… de fiesta

Conforme avanzó la década de los sesentas, cada 6 de diciembre pasó a convertirse en un motivo de reunión de los vecinos. En cada barrio se cultivó tradiciones, juegos y comidas tradicionales. Era una verdadera obligación instalar el juego del “40”, pero tampoco se dejaba a un lado la elección de la Reina, el concurso de coches de madera e incluso ir a la feria taurina “Jesús del Gran Poder”.

Se realizaban exposiciones de artesanías, ferias del arte y las letras. Los organizadores conformaban el programa de tal manera que existían espacios para la manifestación culturales de todos los interesados en cada barrio.

Se generalizaron las presentaciones artísticas “en vivo” en los sitios más populares de Quito, por lo cual las fiestas se alegraban bajo el sonido de las distintas orquestas que amenizaban el concurrido baile popular. Los festejos eran masivos, y con ello también se daba cuenta de excesos y hasta de inseguridades, porque no faltaba quienes podían considerar al consumo de licores como parte imprescindible de su propia “alegría”.

Con el paso de los años, la conmemoración de las “fiestas de Quito”, en diciembre, también cambió. Hoy contamos con una ciudad cosmopolita, que si bien celebra un hecho originado con el asentamiento español, tampoco pierde el sentido de que la conquista fue un acto de violencia y subordinación sobre las poblaciones aborígenes…

¡Que Viva Quito…! (MC)

Imagen: Dúo Benítez Valencia. Calle La Ronda. Década de los 60. http://gonzalobenitez.blogspot.com/

Contacto

  • Archivo Metropolitano de Historia
         de Quito
  • Av. 10 de Agosto y Colón.
         Parque "La Circasiana"
         Quito
  • (593 2) 2509471 / 2509472

Horarios de atención

Lunes a viernes

08:00 a 16:30